¿Qué es lo que realmente nos lleva a realizar una compra? ¿Cómo nos lleva nuestro cerebro a determinar si compramos o no cierto producto? Partiendo de la base de que la mayoría de las compras se dan por impulsos y no por necesidades, el encargado de analizar cómo actúa nuestro cerebro ante los estímulos publicitarios es el neuromarketing.  Esta ciencia, procedente de la fusión entre la neurociencia y marketing, pretende dar respuestas al comportamiento del usuario antes de realizar una compra.

Con el objetivo de obtener respuestas, esta ciencia se basa en estudiar cómo varía, antes de realizar la compra, el  flujo sanguíneo, si se dilata o no la pupila… o en otras palabras, se analiza la conducta cognitiva, sensorial y motora del individuo.

Una de las cosas que ha demostrado el neuromarketing es que el cerebro reacciona mejor a los estímulos que a las palabras; es decir, las palabras no influyen directamente en la consecución de la venta. Así que se recomienda que vuestra tienda cumpla una serie de requisitos:

–          Que incluya diferentes imágenes y vídeos, detallando los productos y servicios que ofrecéis. Siempre con alta calidad.

–          También puedes incluir vídeos testimoniales, de gente que ha comprado en tu tienda, relatando su experiencia.

–          Estudia si, mediante las imágenes que hay en tu página web, transmites todos los valores que deseas.

 

Pero el neuromarketing no sólo se basa en estas ideas. Sus estudios analizan el comportamiento del consumidor, y éstas son algunas de las conclusiones que se pueden extraer de sus investigaciones:

–          El consumidor tiene el deseo de pertenecer a un grupo. Es por eso que se recomienda añadir recomendaciones a tus productos. Un ejemplo de ello son los comparadores de hoteles, que permiten agregar recomendaciones a los diferentes hoteles, para que el cliente se deje guiar.

–          Los usuarios se basan en una función lógica: “mi decisión es correcta porque otros usuarios también han comprado”. Muchas plataformas, como por ejemplo Groupon, agregan un contador de ventas, para que el cliente sienta que debe comprar. De este modo, ven aumentadas sus conversiones.

–          Otra opción es añadir el tiempo que queda o incluso, las unidades que quedan, para que el usuario se dé prisa en comprar.

–          Además, y aunque contradice a alguna de las técnicas de marketing tradicional, los usuarios prefieren los precios simples; prefiere los precios que sean de 9€ antes que sean de 8,99€, sólo por el hecho de que son más cortos.

 

Éstas son sólo algunas de las técnicas; el neuromarketing aún es una ciencia muy joven y le quedan muchos datos que aportar al comportamiento del consumidor. Si quieres saber un poco más sobre el tema, no dudes en consultar la fuente del artículo.

¡No dudéis en contarnos vuestra opinión en el apartado de comentarios!

 

 

 

 

 

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)