Cuando montas un negocio tienes que estar preparado para tomar decisiones. El día a día supone una presión constante, desde qué negocio montar hasta cómo conseguir la financiación necesaria, pasando por cómo encontrar clientes. En la facultad nos dan pautas para hacerlo. Podemos incluso leer historias de cómo lo han conseguido otros para tomar ideas, pero nadie nos enseña a tomar decisiones. Me vas a decir, viene en el desarrollo de la persona y por eso no se suele reflexionar sobre ello. Pero si fuera tan fácil, la toma de decisiones no crearía ansiedad ni desconcierto. Muchos negocios cierran sus puertas por no responder adecuadamente y por no poder aguantar el estrés de la toma constante de decisiones.

¿Cuáles son las fases principales por las que pasa una decisión en nuestra mente?

1)      Reconocimiento de la necesidad. Sin problema no hay necesidad que cubrir.

2)      Búsqueda de información. Según la importancia de la decisión este proceso es mayor. La red familiar y de amigos es la más influyente.

3)      Comparación de datos técnicos. Las emociones que se desprenden van a ponderar la importancia de estos datos técnicos.

4)      Toma de decisión.

5)      Reconocimiento del resultado. Una vez tomada la decisión queremos comprobar que es la adecuada.

¿Qué factores necesitas tener en cuenta en la toma de decisiones?

6)      Las implicaciones emocionales en la toma de decisión. Todos los días estamos sometidos a tomar decisiones. Desde qué ropa nos pondremos hasta cómo vender un producto a un cliente. En la mayoría de los casos no somos conscientes del proceso por el que pasa nuestra mente por ser inconsciente. Sólo en aquellas decisiones que tienen consecuencias emocionales, lo somos. Es decir, las decisiones que nos implican emocionalmente nos perturban de alguna manera. Por lo que racionalizar la decisión y sus consecuencias nos permiten pasar del inconsciente al consciente el objeto reflexionado y racionalizar nuestras decisiones.

7)      El estado emocional previo en que te encuentras en el momento de esa decisión. Todos hemos dicho, “esto mismo me pasa otro día y las consecuencias habrían sido diferentes”. Nuestro estado emocional es determinante para entender nuestras reacciones y por lo tanto las razones que nos llevan a la toma de decisiones.

8)      Los conocimientos sobre acciones similares. Cerebro funciona como un archivo en el que compara recuerdos sobre situaciones anteriores similares. Por lo que situaciones similares serán un indicativo de nuestras decisiones.

9)      El bloqueo emocional que no te deja ver el bosque. Las decisiones están influidas por nuestras emociones. Para evitar el bloqueo emocional, debemos trabajar el equilibro emocional con el objetivo de tomar las decisiones de la forma más racional sin que estados anímicos demasiados positivos o negativos interfieran.

Me gustaría tu opinión ¿ya sabes cómo influyen tus emociones en la toma de decisiones diarias?

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)